“Tempus regit actum”

Término clásico que determina que el tiempo rige el acto. Jurídicamente determina que el transcurso y el devenir del procedimiento está regido por su tiempo y sus momentos particulares.

Principalmente se refiere al principio de irretroactividad, ordena la aplicación de la norma en vigor en el momento del hecho juzgado.

El principio general que inspira nuestro ordenamiento, conlleva la irretroactividad de la norma, en aras al principio e seguridad jurídica que determina y establece nuestra constitución en su artículo 9.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s