“Mortis causae”

El concepto “mortis causa“, es un término de origen latino que significa por causa de muerte, es decir, que produce efectos después de la muerte.

El derecho, crea la sucesión mortis causa para toda persona.

Cuando se habla de sucesión mortis causa entramos dentro del terreno de la llamada causa-función, que en este caso no es otra que la ordenación del destino de un patrimonio, o parte de él, en el caso de fallecimiento de su titular , o causante de la sucesión,

Antiguamente denominado con terminología latina, el de cuius. “cuius hereditatis agitur“, aquel de cuya herencia se trata.

Se utiliza en al ámbito jurídico para referirse y determinar a aquellos actos jurídicos que se producen o tienen efecto tras el fallecimiento de una persona.

Todo ello viene motivado por el concepto jurídico y legal que cualquier fallecido ha de tener necesaria e ineludiblemente un sucesor, siendo sucesor, únicamente del patrimonio del mismo, y no de la personalidad del causante; por ello reemplazará al fallecido en titularidad de sus relaciones jurídicas.

2 Comentarios

  1. Pingback: “Inter Vivos”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s