¿Se pueden deducir fiscalmente los gastos de desplazamiento de los hijos?

La cuestión suscitada, se centra en la posibilidad de deducción fiscal de los gastos de desplazamiento en el cumplimiento del régimen de visitas a favor de los hijos, tomándolo o incluyéndolos  en los supuestos de anualidades por alimentos a favor de los hijos, respecto de Ley 35/2006, de 28 de noviembre, del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, para el cálculo de la cuota de retenciones que se establece para perceptores de rendimientos del trabajo que satisfagan anualidades por alimentos en favor de los hijos por decisión judicial, que recoge el artículo 85, apartado segundo del Reglamento del Impuesto, de fecha 30 de marzo de 2007.

La normativa el Impuesto sobre la Renta, en concreto el artículo 19, apartado segundo de la ley del Impuesto referente a la determinación del rendimiento neto del trabajo, no contempla la posibilidad de deducir los gastos de desplazamiento por el motivo que trae causa.

Por lo que se refiere a las pensiones por alimentos a favor de los hijos, el artículo 142 del citado Código Civil, establece lo siguiente:

Se entiende por alimentos todo lo que es indispensable para el sustento, habitación, vestido y asistencia médica. Los alimentos comprenden también la educación e instrucción del alimentista mientras sea menor de edad y aún después, cuando no haya terminado su formación por causa que no le sea imputable.
Entre los alimentos se incluirán los gastos de embarazo y parto, en cuanto no estén cubiertos de otro modo“.

En base a lo anteriormente expuesto, los gastos de desplazamiento ocasionados en atención al régimen de visitas antes referido no pueden considerarse a tenor de la normativa civil transcrita como pensiones por alimentos a favor de los hijos.

Es por ello, que en virtud de la normativa anteriormente referenciada, así el Código Civil, no determina dentro de la pensión alimenticia los gastos de desplazamiento, con el fin de hacer efectivo el régimen de visitas establecido, ya sea en oportuno convenio regulador, como en sentencia dictada en procedimiento contencioso, pero tampoco la normativa fiscal, esto es la referente al Impuesto sobre la Renta, en concreto el artículo 19, apartado segundo de la ley del Impuesto referente a la determinación del rendimiento neto del trabajo, no contempla la posibilidad de deducir los gastos de desplazamiento por el motivo que trae causa.

referencia proporcionada por A.E.A.F.A