SENTENCIA AUDIENCIA PROVINCIAL DE MADRID SECCIÓN: 24, NUMERO 164/2015 DE FECHA 18 DE FEBRER DE 2015.PONENTE: MARIA JOSE DE LA VEGA LLANES. TEMPORALIZACION DE LOS ALIMENTOS POR DESAPROVECHAMIENTO EN LOS ESTUDIOS.- ANTECEDENTES.-

SENTENCIA AUDIENCIA PROVINCIAL DE MADRID SECCIÓN: 24, NUMERO 164/2015 DE FECHA 18 DE FEBRERO DE 2015.PONENTE: MARIA JOSE DE LA VEGA LLANES. TEMPORALIZACION DE LOS ALIMENTOS POR DESAPROVECHAMIENTO EN LOS ESTUDIOS.-

ANTECEDENTES.-

[…el motivo de impugnación se centra en la solicitud de que se acoja la pretensión de poner un límite temporal de un año a la obligación de prestar alimentos a su hija Magdalena , por cuanto ya cuenta con más de 28 años, y lleva cursando sus estudios universitarios de arquitectura más de 10 años. …
…por lo que solicita que se fije un límite temporal de un año en la prestación de alimentos para la hija Magdalena .

TEMPORALIZACION DE LOS ALIMENTOS POR DESAPROVECHAMIENTO EN LOS ESTUDIOS.-
…estimamos que es necesario una revisión de tal situación y que no es adecuado fijar una pensión de alimentos en favor de una hija próxima a cumplir los 28 años, sin limitar temporalmente la misma, en tanto que los alimentos a favor de los hijos mayores de edad no pueden tener un carácter incondicional o ilimitado, bajo el único requisito de que el hijo carezca de recursos propios con los que atender a sus necesidades, por lo que, en evitación de una injusta perpetuación de dependencia económica (pues Magdalena lleva cursando sus estudios de arquitectura desde hace 10 años), es justo y equitativo el establecimiento de un límite temporal de un año, que en este caso, al haber transcurrido con creces desde la primera instancia, estimamos que debe de quedar extinguida la obligación de padre de abonar alimentos en favor de la hija Magdalena .]

SENTENCIA Nº 164

Magistrados:
Ilmo. Sr. D. Francisco Javier Correas González
Ilma. Sra. Dª MARIA JOSE DE LA VEGA LLANES
Ilma. Sra. Dª Mª Josefa Ruiz Marín

En Madrid, a 18 de Febrero de 2015

Vistos y oídos en grado de apelación por la Sección 24ª de esta Audiencia Provincial de Madrid, los autos de Separación, con el nº 408/11, procedentes del Juzgado de 1ª Instancia nº 66 de Madrid

De una, como apelante, D. Rogelio , representado por la Procuradora Dª María Dolores Tejero García-Tejero
Y de otra, como apelado, Dª Estela , representada por la Procuradora Dª Elisa Saez Angulo
Siendo parte el Ministerio Fiscal

VISTO, siendo Magistrado Ponente la Ilma. Sra. Dª MARIA JOSE DE LA VEGA LLANES.

I.- ANTECEDENTES DE HECHO

PRIMERO.- La Sala acepta y tiene por reproducidos los antecedentes de hecho contenidos en la resolución apelada.

SEGUNDO.- Que en fecha 31 de mayo de 2012, por el Juzgado de 1ª Instancia nº 66 de Madrid, dictó Sentencia cuya parte dispositiva es del tenor literal siguiente:

“FALLO:
Que estimando parcialmente la demanda interpuesta por la Procuradora Sra. Sanz Angulo en nombre y representación de DOÑA Estela contra DON Rogelio y estimando parcialmente la demanda reconvencional deducida de contrario

DEBO DECLARAR Y DECLARO la disolución del matrimonio formado por los expresados, por divorcio y

DEBO ACORDAR Y ACUERDO la adopción de las siguientes medidas:

1.- Se atribuye a la madre la guarda y custodia de la hija menor de edad, Trinidad , siendo la patria potestad compartida por ambos progenitores. La patria potestad compartida ha de ejercerse conforme a lo dispuesto en los artículos 154 y 156 del Código Civil . Por lo tanto deberán comunicarse todas las decisiones que con respecto a su hija adopten en el futuro, así como todo aquello que conforme al interés prioritario de la menor deban conocer ambos padres. Deberán establecer el cauce de comunicación que mejor se adapte a sus circunstancias obligándose a respetarlos y cumplirlo. Si no lo señalan la comunicación se hará por correo electrónico o burofax y el otro progenitor deberá contestar por correo electrónico o burofax. Si no contesta podrá entenderse que presta su conformidad.

Ambos progenitores participarán en las decisiones que con respecto a la hija tomen en el futuro siendo de especial relevancia las que vayan a adoptar en relación a la residencia de la menor o las que afecten al ámbito escolar, o al sanitario y los relacionados con celebraciones religiosas. Sobre esa base se impone la decisión conjunta para cualquier tipo de intervención quirúrgica o de tratamiento médico no banal tanto si entraña un gasto como si está cubierto por cualquier seguro. Se impone igualmente la intervención y decisión de ambos progenitores en las celebraciones religiosas, tanto en lo relativo a la realización del acto religioso como al modo de llevarlo a cabo sin que al respecto tenga prioridad el progenitor a quien corresponda el fin de semana del día en que vayan a tener lugar los gastos.

Los dos progenitores deberán ser informados por terceros de todos aquellos aspectos que afecten a su hija y concretamente tienen derecho a que se les facilite a los dos toda la información académica y los boletines de evaluación e igualmente tienen derecho a obtener información a través de las reuniones habituales con los tutores o servicios de orientación el centro escolar tanto si acuden los dos como si lo hacen por separado. De igual manera tienen derecho a obtener información médica de su hija y a que se les faciliten los informes que cualquiera de los dos soliciten.

El progenitor que en ese momento se encuentre en compañía de la niña podrá adoptar decisiones respecto de la misma sin previa consulta en los casos en los que exista una situación de urgencia o en aquellas decisiones diarias, poco trascendentes o rutinarias que en el normal transcurrir de la vida con un menor puedan producirse.

2.- El padre disfrutará de un amplio régimen de comunicación con su hija pequeña para mantener vivos los lazos de afectividad inherentes a la relación paterno-filial.

Para el caso de desacuerdo entre los progenitores se establece el siguiente régimen: Los fines de semana alternos, desde el viernes a la salida del Colegio hasta el lunes en que llevará a la niña al colegio. Si el viernes que corresponda al fin de semana coincidiera con una festividad nacional, local, autonómica o un día no lectivo, el padre podrá recoger a la hija el jueves a la salida del colegio. Del mismo modo, si el lunes siguiente al domingo en que corresponda la visita coincidiera con una festividad nacional, local, autonómica o día no lectivo, el padre podrá entregar a la niña el lunes a las 20.00 horas.

Los “puentes” se unirán al fin de semana correspondiente, por lo que si el fin de semana que le toque disfrutar al padre coincidiera con un puente, el mismo tendrá a su hija consigo durante todos los días comprendidos en el mismo, recogiéndola a la salida del colegio, y reintegrándola en el domicilio de la madre el día anterior al comienzo del colegio a las 20,00 horas.
Los días festivos y los laborables no lectivos independientes serán disfrutados alternativamente, comenzando el turno de alternancia por la madre, los que correspondan ser disfrutados por el padre, éste recogerá a la menor a las 10,00 horas y la reintegrará en el domicilio materno a las 20,00.

Asimismo, el padre podrá estar con su hija los martes o los jueves alternativamente según le corresponda o no el fin de semana desde la salida del colegio y hasta las 20 horas.

En las vacaciones escolares, los progenitores tendrá consigo a su hija durante la mitad de cada periodo de Navidad, Verano y Semana Santa, en caso de discrepancia en la elección de los periodos, elegirá los años impares el padre y los pares la madre, obligándose ambos a comunicar la elección de las vacacones de verano y navidad con un mínimo de tres meses de antelación y las vacaciones de Semana Santa antes del 31 de Enero.

Las vacaciones de Navidad se dividen desde el último día escolar hasta el 30 de diciembre a las 20,30 horas, y el otro periodo desde ese día y hora hasta el comienzo de las clases. Cuando el padre disfrute el primer periodo recogerá a la menor dos horas después de la salida del colegio y si disfrutarse el segundo periodo los reintegrará en el domicilio de la madre a las 20,00 horas.
El periodo vacacional de verano se divide en los meses de Julio y Agosto en quincenas o en meses completos.

El padre recogerá a la menor a las 10,00 horas el primer día de vacaciones y la reintegrará a las 20,00 horas el último día de las mismas. Las vacaciones escolares de Semana Santa igualmente se dividirán en dos periodos, desde el inicio de las vacaciones hasta las 18,00 horas del miércoles Santo y el segundo periodo, desde dicho día y hora hasta el día anterior al comienzo de las clases a las 20,00 horas.

Durante los periodos de vacaciones, se suspenderá el régimen de comunicación de fines de semana, que se reanudará una vez finalicen aquellas; correspondiendo disfrutar el primer fin de semana después de cada vacación, al progenitor que haya disfrutado con la niña el primer periodo de las mismas.

3.- Se atribuye a las hijas con la madre el uso y disfrute de la vivienda familiar, sita en la CALLE000 número NUM000 – NUM001 , escalera DIRECCION000 .

4.- En concepto de alimentos para su hija Trinidad el Sr. Rogelio abonará de forma anticipada la cantidad de 660 euros mensuales, por doce meses, dentro de los cinco primeros días de cada mes en la cuenta bancaria que designe Doña Estela . Esta cantidad se actualizará anualmente con efectos de primero de enero, comenzando por enero de 2013, según el Indice de Precios al Consumo que emita el Instituto Nacional de Estadística u organismo que lo sustituya.

El Sr. Rogelio satisfará en su totalidad los alimentos del hijo que convive con él Geronimo y la Sra. Estela abonará en su totalidad los alimentos de su hija Magdalena , hasta que estos sean independientes económicamente. Si los hijos cambian de domicilio y van a convivir con el otro progenitor el progenitor no conviviente abonará al otro una pensión de alimentos mensual de 670 euros en los mismo términos fijados para la pensión de Trinidad.

Cada progenitor abonará el 50% de los gastos extraordinarios que se produzcan en la vida de los hijos, Magdalena , Trinidad y Geronimo previo acuerdo fehaciente sobre la necesidad del gasto y su importe.

Se consideran gastos de los hijos incluidos en la pensión de alimentos, el colegio y/o universidad, bonobus, autobús y comedor escolar, excursiones escolares, actividades extraescolares y deportivas que se vengan realizando hasta la actualidad (música, inglés), móvil, material escolar y universitario y uniformes.

Se consideran gastos extraordinarios los ocasionados por los hijos con motivo de intervenciones quirúrgicas y productos farmacéuticos no cubiertos por la Seguridad Social, estomatología (ortodoncia, empastes, endodoncias), oftalmología (gafas, lentillas), ortopedia (plantillas), tratamientos psicológicos y siquiátricos no cubiertos por la Seguridad Social así como otros que fueran imprevisibles y necesarios.

Sin pronunciamiento en relación a las costas procesales”.

TERCERO.- Notificada la anterior resolución se preparó e interpuso recurso de apelación por la representación de D. Rogelio , al que se opuso la contraria en los términos que constan en escritos obrantes en autos.

Mediante providencia de fecha 3 de diciembre de 2.014, se señaló el día 4 de febrero de 2015 para deliberación, votación y fallo.

CUARTO.- Que en la tramitación del presente recurso se han observado y cumplido las prescripciones legales.

II.- FUNDAMENTOS DE DERECHO

PRIMERO.- La representación procesal de D. Rogelio muestra su disconformidad con los aspectos económicos acordados en la sentencia de instancia, alegando errónea valoración de la prueba en las premisas fácticas relativas a los ingresos de uno y otro progenitor. Incide en que los ingresos de uno y otro litigante no son similares, sino que por el contrario, los de la esposa, son muy superiores, triplicando los del apelante.

Por lo demás, se infiere del escrito del recurrente que, estando conforme básicamente con la cuantía de la pensión de alimentos fijada para la menor de las hijas, Trinidad , en 660 € mensuales, el motivo de impugnación se centra en la solicitud de que se acoja la pretensión de poner un límite temporal de un año a la obligación de prestar alimentos a su hija Magdalena , por cuanto ya cuenta con más de 28 años, y lleva cursando sus estudios universitarios de arquitectura más de 10 años. Además, alega que la suma de 660 € que se fija por pensión de alimentos de la hija menor, la puede abonar con sus ingresos, en tanto y cuanto los alimentos de Magdalena sean abonados por la madre, con la que convive, y los de Geronimo por el padre, tal y como actualmente se viene cumpliendo. Ahora bien, alega que sería de imposible cumplimiento en el supuesto de que el hijo Geronimo pasará a convivir con la madre, en cuyo caso, la contribución por alimentos ascenderían a la suma de 2000 €. Es, en base a ello, por lo que solicita que se fije un límite temporal de un año en la prestación de alimentos para la hija Magdalena .

El recurso debe prosperar en parte. Y esto por cuanto que en la sentencia de instancia se prevén situaciones de futuro que requerirían una nueva valoración en lo concerniente a la capacidad económica de cada uno de los progenitores y la distinta contribución que debería establecerse en el caso de que se modificara la situación actual en la que Magdalena vive con la madre y Geronimo con el padre. Es por ello que le asiste razón al recurrente cuando alega que podría resultar excesivamente gravoso y desproporcionado a la respectiva capacidad económica de cada uno de los progenitores, lo acordado en la sentencia de instancia, en la que se indica que si Geronimo pasa a convivir con la madre, la pensión de alimentos sería la de 670 € mensuales, pues en este supuesto se triplicaría la suma contributiva.

Consecuentemente, estimamos que es necesario una revisión de tal situación y que no es adecuado fijar una pensión de alimentos en favor de una hija próxima a cumplir los 28 años, sin limitar temporalmente la misma, en tanto que los alimentos a favor de los hijos mayores de edad no pueden tener un carácter incondicional o ilimitado, bajo el único requisito de que el hijo carezca de recursos propios con los que atender a sus necesidades, por lo que, en evitación de una injusta perpetuación de dependencia económica (pues Magdalena lleva cursando sus estudios de arquitectura desde hace 10 años), es justo y equitativo el establecimiento de un límite temporal de un año, que en este caso, al haber transcurrido con creces desde la primera instancia, estimamos que debe de quedar extinguida la obligación de padre de abonar alimentos en favor de la hija Magdalena .

SEGUNDO.- Por lo demás, procede confirmar la resolución de instancia en todos sus extremos, sin hacer particular condena en costas en esta alzada, dada la índole la materia discutida.
Vistos los preceptos legales citados y demás de general y pertinente aplicación.

III.- F A L L A M O S

Que ESTIMANDO PARCIALMENTE el recurso de apelación interpuesto por D. Rogelio , representado por la Procuradora Dª María Dolores Tejero García-Tejero, frente a la Sentencia de fecha 31 de mayo de 2012, dictada por el Juzgado de Primera Instancia nº 66 de Madrid , en autos de Separación, con el nº 408/11; seguidos contra Dª Estela , representada por la Procuradora Dª Elisa Saez Angulo, debemos REVOCAR Y REVOCAMOS PARCIALMENTE la citada resolución y en su lugar se acuerda extinguir la pensión de alimentos de la hija Magdalena , sin perjuicio de los derechos que le correspondan por derecho propio. Se confirman el resto de los pronunciamientos y no se hace particular condena en costas.

Sin expresa imposición de las costas causadas en esta alzada a ninguno de los litigantes.
Siendo estimatorio el recurso, procédase a la devolución del depósito al consignante, salvo que sea beneficiario de justicia gratuita.

Notifíquese la presente resolución a las partes, haciéndoles saber que contra la misma puede caber la interposición de recurso extraordinario por infracción procesal y/o, casación, si se dan algunos de los supuestos establecidos en la Ley de Enjuiciamiento Civil, 1/2000 para ante el Tribunal Supremo en el plazo de VEINTE DIAS.

Así por esta nuestra Sentencia, de la que se unirá certificación literal al Rollo de la Sala, lo pronunciamos, mandamos y firmamos.

PUBLICACION.- Firmada la anterior resolución es entregada en esta Secretaría para su notificación, dándose publicidad en legal forma, y se expide certificación literal de la misma para su unión al rollo. Certifico en Madrid, a